La vida en el agua

No todos los científicos pensaban como Ibrahim. Así que decidió hacer un experimento. Quería demostrar que la cola del dinosaurio funcionaba bien en el agua. Su método consistió en hacer pruebas con su modelo de computadora.

Las pruebas demostraron cómo se movía la cola del dinosaurio. También mostraban que la cola debió haber sido muy fuerte. Una cola fuerte con ese movimiento habría sido perfecta para nadar.

Los científicos hicieron un modelo a tamaño real del dinosaurio.

Los científicos descubrieron que la cola era ancha y gruesa.

Los científicos creían que la cola del dinosaurio era estrecha y puntiaguda.

En esta animación podemos ver cómo el espinosaurio usa su cola en forma de remo para avanzar por el agua.

Más preguntas

El trabajo de Ibrahim no ha terminado. Sigue haciéndose preguntas. Y hay más huesos que descubrir. Acaba de encontrar uno del pie del dinosaurio. El equipo puede hacer un mejor modelo del pie. ¿Eran palmeados sus pies? ¡Eso sería ideal para un dinosaurio acuático!


Una cosa estaba clara. Ibrahim quería aprender. Así quesiguió haciéndose preguntas.

Las mandíbulas de este dinosaurio eran como las de un cocodrilo.

Arrastra el deslizador y gira este modelo en 3D de espinosaurio.

Modelo en 3D de espinosaurio